utfidelesinveniatur

lunes, 7 de diciembre de 2015

"CAPILLA SANTIAGO APOSTOL DE LA FSSPX EN MADRID VISTA POR UNA ARQUITECTA"

"Y le dijo: "He oído tu oración y la súplica que has pronunciado en mi presencia. Yo he consagrado esta Casa que tú has edificado a fin de poner allí mi Nombre para siempre: mis ojos y mi corazón estarán allí todos los días." I Reyes 9,3



NUEVA CAPILLA SANTIAGO APOSTOL DE LA FSSPX EN MADRID




AHORA EL PROYECTO ORIGINAL RECHAZADO POR LA NEO-FSSPX




CAPILLA SANTIAGO APOSTOL VISTA POR UNA ARQUITECTA

El objetivo de este texto es presentar un análisis breve en relación al tema de iglesias católicas desde una perspectiva arquitectónica, para posteriormente enfocarnos a un caso de estudio más específico: la Capilla de Santiago Apóstol de la FSSPX en Madrid.

La arquitectura tiene la finalidad de brindar espacios donde el hombre pueda desarrollar sus distintas actividades, de estas actividades surgen  las tipologías las cuales catalogan edificaciones que cumplen ciertas características en común. Es entonces dentro de estas tipologías arquitectónicas que encontramos las iglesias o espacios de culto y dentro de esta se encuentra el grupo de iglesias católicas en sus distintas escalas: catedral, basílica, iglesia, capilla….

Independientemente de las tipologías la arquitectura está ligado al tiempo, es decir que conforme se transforman las culturas, crecimiento de ciudades, corrientes de diseño, estilos y técnicas mismas de construcción la arquitectura se va transformado y adecuando a estos factores. Épocas como la clásica, gótica, renacentista y barroca nos han heredado hermosas y emblemáticas iglesias que exaltan la grandeza de Dios, ya sea por sus hermosos frescos, enormes y detallados altares, esculturas y detalles tan meticulosos como lo puede ser la manera en que la luz natural tiene presencia en el espacio. Desafortunadamente el cambio de los tiempos también puede ser contra producente, siendo el causante en ocasiones del abandono, falta de mantenimiento y grandes pérdidas de este hermoso patrimonio de manera que uno debe resguardar y proteger lo que una vez perdido ya no se puede recuperar.

Los materiales y técnicas utilizados en las épocas previamente mencionadas para la construcción de las iglesias requerían de oficios y trabajos que  exigían  un gran dominio y masterización. Ya fuera la escultura, pintura, labrado de madera etc… técnicas que en actualidad pocos la dominan.  Es aquí donde se genera el gran reto de lograr edificar nuevos espacios para la veneración de Dios y realización del rito litúrgico, adecuándose a estos nuevo materiales, contextos y en muchas ocasiones el mínimo de presupuesto.

Esto sin embargo no es justificación para resolver erróneamente el programa arquitectónico. Es posible lograr hermosas edificaciones elaboradas de maneras simples,  bajo el uso de formas y materiales que representen lo puro, la clave está a veces en un cuidadoso análisis de sitio, contexto y elementos simbólicos clave para lograr el lenguaje y armonía necesarios.

Ahora abordaremos el análisis desde un punto de vista arquitectónico de la nueva capilla de Santiago Apóstol en  Madrid: En el caso de esta capilla, es importante tomar en cuenta que el proyecto no fue una adecuación de un espacio o edificio existente por el contrario se  tuvo la total libertad de proponer un proyecto que adecuado a las condiciones tanto económicas como de sitio logrará una hermosa armonía. Y es aquí donde se observa su mayor error: el edificio en su exterior no se expresa de manera clara y congruente, su lenguaje puede llegar incluso a confundir e inclinarse más a un edificio de rito protestante.

El uso de un edificio por lo general se lee desde su fachada, reiteramos que esto no siempre es el caso, algunos arquitectos optan por ser más sobrios y discretos siendo el interior aquel que hable. En el caso de una iglesia o capilla este factor toma más relevancia, la mayoría de nosotros somos capaces de identificar las iglesias por elementos característicos como: campanarios, imágenes sacras, la cruz, etc.

Como se mencionó, el lenguaje de la capilla de Santiago Apóstol es confuso. Si analizamos las imágenes que describen el proyecto conceptual previo a su construcción, estas se inclinaban más a lograr el objetivo. Por cuestiones de normatividad no fue posible la construcción de un campanario ni de un pórtico, elementos que pudieran haber sido útiles en el lenguaje. Sin embargo, la volumetría  final tampoco ayuda.

Los techos a dos aguas  propuestos originalmente no se ejecutaron pero el problema es aún mayor cuando no hay un juego de escalas. Por fuera se aprecia la misma altura donde la nave principal no sobresale de los demás espacios administrativos y de habitación. En un intento por otorgar esta jerarquía se dejó una estructura metálica aparente formando un triángulo, sin embargo no le quita el lenguaje industrial más que de culto.

La escultura principal se convierte en otro tema de análisis. La propuesta original mostraba una cruz, en físico se colocó una escultura de la Santísima Virgen representada en un lenguaje en extremo abstracto y en este caso para muchos carente de expresión.  Podemos compararlo con un caso mucho mejor ejecutado que son las esculturas de Gaudí en la Sagrada Familia, y no hablamos del extremo de lo más churrigueresco y expresivo como lo es la fachada de la Natividad sino que nos volteamos a la fachada de la pasión donde los personajes son más tajantes con formas duras sin embargo la expresión de los rostros nos transmite el sufrimiento y el amor de Dios, nos transporta en el tiempo. La escultura que pretende representar a la Virgen falla y se queda en lo ambiguo.

Así mismo teniendo la oportunidad de aprovechar esa ventana central a la nave como otro elemento importante, se lee más como una simple ventana circular. Y viene la pregunta: No hubo cabida para algún hermoso vitral? Un detalle de luces y tonos?

Alejándonos y observando el edificio en su totalidad las opiniones pueden variar: una escuela, tienda, almacén, edificio residencial, capilla porque no? Sin embargo cuando lo importante es defender la tradición y teniendo el privilegio y oportunidad de construir desde cero esto queda en un mero intento.

Arquitecta: Andrea Assad